domingo, abril 26, 2009

Claridad en la calle, Oscuridad en la casa


Particularmente a mi me llama mucho la atención ver a muchos empresarios y políticos dándose bombos cuando hacen cualquier obra de caridad o quizás yéndonos mas allá, creando fundaciones, cuando si echamos un vistazo a las empresas que dirigen, sus empleados muchas veces son explotados en materia de horas de trabajo y les pagan un salario ridículo o inadecuado para la canasta familiar actual.

¿No seria mas muestra de espíritu cristiano empezar por casa y pagar salarios justos?

Y después seguir a la calle a hacer caridades.

¿De que vale hacer obras de caridad cuando se hacen multimillonarios cada año que pasa y a las personas que le ayudan a seguir engrosando sus cuentas les explotan.. literalmente.

La falta de justicia social y de oportunidades ha sido el detonante en el mundo, países como Colombia, México y ahora Republica Dominicana se ahogan en la delincuencia por este fenómeno que se repite a lo largo de la historia de esta islita.

Si analizamos en cuantas pocas familias esta la riqueza de este país se sorprenderían.

No digo que regalen sus riquezas, solo digo que sean justos.

Ya lo dijo el señor, ¨¨da al Cesar lo que es del Cesar y dad a Dios lo que es de Dios¨¨.