lunes, septiembre 23, 2013

Anna Gunn, la Skyler de ‘Breaking Bad’ reacciona ante el odio de sus fanaticos

Esto fue Publicado el 23 de agosto 2013 en la sección de opinión del New York Times bajo el título “I have a Character Issue“ (Tengo un problema con mi personaje). Traducción El Molino Online.  y fue un comunicado de prensa escrito por la actriz  Anna Gunn quien encarna el personaje de Skyler en la exitosa serie Breaking Bad.
Gracias a El Molino Online por la traducción. Visitenlos excelente pagina.



Jugar el papel de Skyler White en el programa de televisión “Breaking Bad” durante las últimas cinco temporadas ha sido una de las jornadas creativas más gratificantes en que he embarcado como actriz. Pero el papel también me ha llevado en una jornada de otro tipo – una que jamás hubiera imaginado.
Mi personaje, a juzgar por la popularidad de los sitios Web y las páginas de Facebook dedicadas a odiarla, se ha convertido en un punto de inflamación de los sentimientos de muchas personas sobre las mujeres fuertes, insumisas, maltratadas. A medida que el odio hacia Skyler se desdibujaba en odio hacia mi como persona, pude ver destellos de otra ira que, en primera instancia, me dejó desconcertada.

Para aquellos que no está familiarizados con el programa: Skyler es la esposa de Walter White, un profesor de química de secundaria que, después de enterarse de que tiene cáncer de pulmón, comienza a cocinar y vender metanfetamina para dejar un patrimonio a Skyler, su hijo adolescente y su hija por nacer. Después de que su pronóstico mejora, sin embargo, Walter continúa en el tráfico de drogas — con bastante éxito — descendiendo más y más en una vida de crimen.
Debido a que Walter es el protagonista de la serie, hay una tendencia natural a sentir empatía hacia él y de apoyarle, no obstante sus fallas morales. (El hecho de que los espectadores puedan identificarse con este anti-héroe es también un testimonio de lo hábilmente escrito e intepretado que está el personaje). Como el personaje que se opone constantemente a Walter y le confronta ante sus mentiras, Skyler es, en cierto sentido, su antagonista. Así que desde el principio, yo estaba consciente de que podría no ser el personaje más popular de la serie.
Pero yo no estaba preparada para la vitriólica respuesta que ha inspirado. Miles de personas han dado “likes” a la página de Facebook “I Hate Skyler White”. Decenas de miles de personas han dado “likes” a una página similar en Facebook con un nombre que no se puede imprimir aquí. Cuando la gente empezó a hablarme de las “discusiones de odio” a Skyler en el sitio Web de AMC, la cadena que emite la serie, yo sabía que lo mejor era no mirar, pero quise entender lo que estaba sucediendo.
Un mensaje típico en línea se queja de que Skyler era una “harpía chillona e hipócrita” y no “merece la gran vida que tiene”.
“Nunca he odiado a un personaje de televisión tanto como la odio”, escribió un comentarista. El consenso entre los que odian era claro: Skyler era una carga enorme, un lastre, una arpía, una “esposa molesta y grosera”.
Disfruto trabajar personajes difíciles, complejos y siempre me he esforzado por verdaderamente captar la esencia de estos personajes, sean o no lo sean populares. Vince Gilligan, el creador de “Breaking Bad”, quería que Skyler fuera una mujer indoblegable que le daba frente a lo que fuera, que jamás se iba a desmoronar, quedarse en una esquina ni frotarse las manos con desesperación. Él y los guionistas de la serie crearon a Skyler con una textura compleja y, a su manera, con sus propias debilidades morales. Pero a fin de cuentas, a ella no la han medido con la misma vara que a Walter.
Como actriz, me doy cuenta de que los espectadores tienen derecho a tener cualquier sentimiento que quieran sobre los personajes que ven. Pero como ser humano, me preocupa que tanta gente reaccione a Skyler con tanto veneno. ¿Será que no pueden soportar a una mujer que no va a sufrir en silencio ni “estar al lado de su hombre”? ¿Será que la desprecian porque no dará marcha atrás ni se dará por vencida? ¿O porque es, de hecho, la igual de Walter?

Es notable que los espectadores han expresado sentimientos similares sobre otras complejas esposas de TV. Carmela Soprano de “Los Sopranos”, Betty Draper de “Mad Men”. Los personajes masculinos no parecen inspirar este tipo de estridentes ataques públicos.
En algún momento en los foros, el carácter de Skyler pareció salir de la conversación, y la gente transfirió sus sentimientos negativos directamente hacia mí. Los de por si duros comentarios por internet se convirtieron en ataques personales directos. Uno de estos mensaje decía: “¿Podría alguien decirme dónde puedo encontrar a Anna Gunn para poder matarla?” Además de asustarme (y de tomar medidas para garantizar mi seguridad), también quedé sorprendida: ¿cómo se había la aversión a un personaje transformado en furia homicida contra la actriz que la interpreta?
Pero finalmente me di cuenta de que el odio de la mayoría de la gente hacia Sklyer tenía poco que ver conmigo y mucho que ver con propia percepción que ellos tenían de las mujeres y esposas. Debido a que Skyler no se ajusta a un ideal aceptable de la mujer arquetípica, se había convertido en una especie de test de Rorschach para la sociedad, una medida de las actitudes hacia el género.
No puedo decir que me haya gustado estar al centro de la tormenta de odio hacia Skyler. Pero al final, me alegro de que esta discusión haya ocurrido, que haya tenido lugar en público y que haya arrojado luz sobre algunos de los rincones oscuros y turbios que a menudo ignoramos o pretendemos que ya no existen en nuestras vidas cotidianas.
Traducción. www,elmolinonline.com