martes, octubre 07, 2008

Dedicado a Joselyn Polanco


Disturbio provocan tus besos, que tanto imagino

que desmienten verdades tan inciertas,

que crea este amargo desvario, esta calma dispareja, este deseo de tocarte, de extrañarte,

de que no me dejes aqui sentado, inmaduro, en el cofre de tus cuentos sin concluir.


¿Quien eres?, ¿Que eres?, ¿Que historia te precede?,

¿Cuales son tus suenos?, ¿tus miedos?, tus esperanzas.?

¿A quien extrañas?, ¿Quien te extrana?.


Me provocas tantas cosas, que ya me permito no cuestionar mis sinsentidos,

que ya no se si olvido o es que tu recuerdo no se aleja,

se queda persistente plasmado en la memoria.


Tener el valor de enfrentarte, de convocarte, de entregarte esto que quema por dentro, es que este amor es tan grande, que ya no cabe en el pecho.